CRISTÓBAL VIDAURRE, CAMPEÓN: EL BRILLANTE CAMINO AL TÍTULO Imprimir
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Rally Varios
Domingo, 12 de Noviembre de 2017 22:28

El flamante monarca de la categoría R3 fue de menos a más en una temporada en la que debió batallar duro frente a Benjamín Israel y Jorge Martínez. El santiaguino puso la experiencia sobre la mesa y conquistó su quinto campeonato en el RallyMobil. Ahora va por un nuevo desafío: la R5.

 

Desde antes que arrancara la temporada, se sabía que la R3 regalaría emociones a lo largo del año. La presencia de pilotos experimentados, como Jorge Martínez, Cristóbal Vidaurre y Ramón Ibarra, más la camada de jóvenes exponentes representada por Alberto Heller, Emilio Rosselot, José Miguel Hernández y Benjamín, Vicente y Samuel Israel aseguraba luchas palmo a palmo en cada carrera. En esa disputa, solo uno salió victorioso: Cristóbal Vidaurre, acompañado del también eximio navegante Rubén García, demostró su experiencia, inteligencia y calidad conductiva para coronarse como el mejor de todos a dos fechas para el final. Aunque el representante de Conveyor Belt se tituló anticipadamente, debido a la no inscripción de Jorge Martínez, ello en nada empaña una campaña que lo tuvo en su más alto nivel.

 

El inicio de calendario no comenzó como -seguramente- Vidaurre y García lo habían planeado. Si bien en marzo, el santiaguino fue segundo en el debut en Pichilemu (a tres segundos de Jorge Martínez), luego en Concepción vio la otra cara de la moneda, con un volcamiento el día sábado que lo retrasó y le impidió estar en los tiempos de punta. El apodado “Zorro” Vidaurre se iba del Biobío con escuálidos 8 puntos y visiblemente ofuscado consigo mismo. Benjamín Israel, en tanto, se escapaba en la punta con dos victorias en línea. Parecía cuesta arriba.

 

Pero el binomio de Conveyor Belt no se desesperó. Volvió a la región del Biobío por su revancha. Esta vez eran los caminos aledaños a Los Ángeles los que aparecían como propicios para reengancharse en la parte alta. El binomio chileno-argentino comandó la clasificación durante todo el sábado y domingo, pero nuevamente se quedó con las ganas. La dupla de Jorge Martínez y Alberto Álvarez se adelantó espectacularmente en la última especial y Vidaurre con García debieron conformarse con un amargo segundo puesto. Pero, nuevamente la dupla de Conveyor Belt no cayó en la desesperación.

 

 

La “aplanadora” de Vidaurre

 

En Frutillar, cuarta fecha del Campeonato RallyMobil, Vidaurre y García comenzaron a marcar diferencias. En el sur celebraron su primera victoria de la temporada, mientras que, en paralelo, Benjamín Israel y Marcelo Der Ohannesian abandonaban producto de un fuerte volcamiento. El Citroën DS3 número 27 se acercaba a la punta del campeonato, aunque Martínez seguía firme en la disputa con un trabajado tercer lugar en Los Lagos.

 

Un mes más tarde, el escenario natural cambió completamente. Vicuña recibía la fiesta del RallyMobil, y Vidaurre había anunciado que era el momento justo de arriesgar. Lo dijo y lo hizo, pues el crédito que también representa a Cooper Tires anduvo a un ritmo brutal durante los tres días de competencia en el norte. Tanto así que hizo puntaje completo -29 puntos- con lo que se puso a la cabeza de la tabla. La alegría momentánea de Vidaurre se mezclaba con la cautela. El “Zorro” sabía que faltaba establecer una diferencia más notoria.

 

Pacientemente, Cristóbal Vidaurre y Rubén García esperaron su momento en Rancagua. En la Ciudad Histórica nuevamente volaron a bordo del Citroën DS3 de Conveyor Belt para repetir una faena perfecta. Otra vez 29 puntos en el campeonato, lo que, sumado a problemas mecánicos de Jorge Martínez, les daba una diferencia casi irremontable de 25 puntos en el liderato de la máxima serie.

 

Así las cosas, el binomio Vidaurre – García solo debía terminar en las primeras posiciones durante el sábado en Valparaíso para asegurar el título. Sin embargo, la ausencia de Jorge Martínez en la séptima fecha (se fracturó una clavícula mientras practicaba bicicleta) aceleró el desenlace y le dio un nuevo título al rico palmarés de Cristóbal Vidaurre, quien -ya anticipó- saldrá a disfrutar un Gran Premio de Valparaíso que verá como el monarca luce su merecida corona.

 

Ahora, tal como contó a RallyMobil.cl hace unas semanas, vendrá el momento de sentarse a planificar el 2018, que lo tendrá esta vez al volante de un Skoda R5. Vidaurre y García vuelven a la tracción integral y juntos trazan ambiciosos objetivos. Por ahora, solo queda celebrar. ¡Felicidades, Cristóbal y Rubén!

Fuente: Rally Mobil